El proyecto BioVac liderado por el IBEC y el ICN2 premiado en los BIST Ignite Awards 2020

BioVac, un proyecto liderado conjuntamente por el Instituto de Bioingeniería de Cataluña (IBEC) y el Instituto Catalan de Nanociéncia y Nanotecnología (ICN2) ha sido galardonado con los BIST Ignite Awards 2020.

El objetivo de esta colaboración es funcionalizar nanopartículas con antígenos para crear una nueva generación de vacunas contra las infecciones sin tratamiento y las bacterias multirresistentes. La ceremonia de entrega de los BIST Ignite Awards 2020 se celebrará el día 11 de marzo en el Auditorio de La Pedrera.

Read more…

El pasado mes de abril de 2019 se dieron a conocer los 5 ganadores de las BIST Ignite Grants, dotados con una financiación de 20.000€ entre ellos, el proyecto BioVac. Gracias a esta primera fase, ahora el proyecto liderado por Eduard Torrents del IBEC y Daniel Ruiz del ICN2 ha sido uno de los dos beneficiaros de 50.000€ de financiación adicional que les permitirá, durante 12 meses, avanzar en la segunda fase de desarrollo del proyecto, que en los dos casos dan respuesta a importantes retos médicos.

Se calcula que en 2050 morirán en el mundo 12 millones de personas a causa de enfermedades infecciosas. Esto se debe, por un lado, a la resistencia desarrollada por muchas bacterias frente a los antibióticos, pero también al hecho de que hay muchas enfermedades infecciosas para las cuales las vacunas utilizadas actualmente, basadas principalmente en patógenos atenuados, no son efectivas. El proyecto BioVac, impulsado por los grupos Bacterial Infections: Antimicrobial Therapies (BIAT) del IBEC y Nanostructured Functional Materials (Nanosfun) del ICN2, para dar respuesta a este reto con una aproximación innovadora.

Los investigadores partieron de la hipótesis que partículas poliméricas que imitasen la medida y la forma de una bacteria específica, y que incorporasen antígenos de este patógeno, podrían “engañar” al sistema inmune y producir una reacción inmunológica mejor que administrando los antígenos solos, y sin los riesgos y las limitaciones que comporta introducir bacterias atenuadas.

El otro proyecto galardonado “BioSpad” está liderado por el IFAE y el ICFO y tiene por objetivo medir el flujo sanguíneo en el cerebro puesto que es un biomarcador de salud y del buen funcionamiento del cerebro.

El panel evaluador ha valorado que el proyecto desarrolle un concepto sencillo y elegante con una aplicación biomédica clara a corto plazo. Ha valorado positivamente la productividad de la primera fase y la claridad de los objetivos y del plan de trabajo para la segunda, así como el potencial del proyecto para captar fondos de administraciones y fundaciones públicas que permitan desarrollar la propuesta hasta fases clínicas.

Para más información podéis consultar la noticia del BIST

Prof. Daniel Ruiz (ICN2) y Prof. Eduard Torrents (IBEC)